5 cosas a tomar en cuenta para iniciar tu negocio

by groundwork

Iniciar la aventura del emprendimiento es algo que muchos jóvenes actualmente tienen en sus planes. Si este es uno de tus planes, toma 4 minutos de tu tiempo para leer este artículo.

Antes que nada, haz una reflexión contigo mismo y respóndete ciertas preguntas: ¿Estoy listo para afrontar el reto? ¿De quién me apoyaré este tiempo? Si las cosas no salen como espero, ¿cuál es mi plan B? Una vez resueltas tus dudas, estás seguro que puedes ir comenzando a abrir paso a la nueva y más emocionante parte de tu vida: iniciar tu negocio propio.

En Groundwork te recomendamos 5 puntos muy importantes a tomar en cuenta y comiences tu negocio con el pie derecho.


1. Piensa en el objetivo principal de tu nuevo negocio.

En este paso definirás el tamaño del riesgo que piensas tomar. Si este negocio lo estás haciendo para tener un ingreso extra del sueldo que ya tienes, y no te tomará mucho tiempo, entonces la inversión de esfuerzo y dinero no sería la misma, a que si lo vieras como el inicio de un negocio para tu futuro profesional. En pocas palabras: ¿Es un proyecto temporal o se puede convertir en una gran empresa?

2. Calcula los riesgos.

Ya que analizaste la posibilidad de crecimiento de tu empresa, es hora de pensar en la cantidad de dinero y esfuerzos que vas a invertir. Muchas de las personas se retiran en este paso porque a veces significa decirle adiós a sus ahorros, pero aquí es donde vas a decidir si tu sueño de emprender vale la pena. ¡No te rindas!

3. Adáptate al cambio.

Parte del crecimiento profesional, es estar dispuestos a que los cambios pueden llegar, y tener una buena actitud al respecto. Quizás ahora no tendrás una oficina segura, y deberás trabajar desde casa. Recuerda: las mentes más brillantes comenzaron trabajando desde la cochera de su casa.

4. Sé la imagen de tu negocio.

Para consolidar tu negocio, debes comenzar a vender. En este paso, es necesario
considerar las relaciones que mantienes con tus posibles clientes. Conviértete en el mejor embajador de tu marca para consolidar tu proyecto.

5. No hay tiempos libres.

Muchas personas entienden el concepto de emprendedor como alguien que establece sus propios horarios, trabaja desde su casa y vive la vida cómodamente. Pero en realidad, emprender un negocio significa dedicar menos tiempo a tus actividades diarias para enfocarte 100% en que tu plan de negocio funcione. Estas acciones, sin duda van a rendir frutos en el futuro.

Recuerda siempre que emprender es un sueño que no muchos alcanzan, por ello debes poner todo tu esfuerzo para ser parte del grupo que sí pudo. No hay barrera por más grande que sea, que no puedas derribar si te lo propones.

Leave a Comment

Your email address will not be published.